ALICANTE

VILLA ESTOCOLMO

1986

La casa que llevó a Vicente Barreres a dedicarse a la arquitectura, la Fallingwater House de Frank Lloyd Wright, inspiró al arquitecto en sus primeros años a diseñar una casa con grandes superficies aterrazadas.

La chimenea se convierte, al igual que muchas casas de Wright, en el eje vertebrador de la casa: articula el giro de las terraza, distribuye estancias a su alrededor y se convierte en el foco de calidez de las estancias principales, el salón y el comedor.

1/1